hasta la entrada al pelay